Chapas publicitarias que vuelven locos a los coleccionistas, I

Publicado por en Abr 19, 2017 en Blog

Las chapas forman parte de nuestro mundo, hoy en día todo el mundo se las encuentra en muchas ocasiones y en diferentes circunstancias a lo largo de su vida. Pero, ¿te has parado alguna vez a pensar en el valor de las chapas publicitarias?

Una chapa es una herramienta comunicativa que funciona de forma directa, de tú a tú. La facilidad con la que en la actualidad podemos acceder a las chapas personalizadas con nuestros propios mensajes, es algo así como si todos tuviésemos la oportunidad de jugar con nuestra propia imprenta, una imprenta con la que transmitir nuestros mensajes y principios. Podemos hacer un pedido de chapas personalizadas con nuestro mensaje y, años después, cruzarnos por la calle a alguien que lleve una con orgullo en la solapa del abrigo. Las chapas personalizadas,  además de ser un complemento de moda, son como micro espacios que nos permiten expresar una idea o un sentimiento para compartirlos con otras personas,.

A menudo, las chapas hacen la función de arma pacífica con la que luchar contra una injusticia social o con la que promover un cambio político.

 

chapas personalizadas movimientos sociales

 

¿De dónde provienen las chapas personalizadas?

 

Las chapas forman parte de nuestro día a día, vale, pero, ¿desde cuándo?

La historia de las chapas se remonta al siglo XII. Sí, has leído bien, ¡no son precisamente un invento reciente!

En aquella época, los peregrinos empezaron a llevar chapas con la imagen de San Pedro y de San Pablo, para que ambos santos les acompañasen en su duro viaje. Desde entonces su uso bailó de mano en mano, de imperio en imperio, hasta llegar a nuestros días. Es por eso que a través de las chapas podemos hacer una lectura alternativa de la historia.

 

No todas las chapas son baratas

 

¿Sabías que las chapas son un objeto de coleccionismo muy preciado? ¡Y algunas de estas piezas de colección no son nada baratas!

¿Te pica la curiosidad por saber cuánto puede llegar a costar una chapa?

Algunas chapas son difíciles de conseguir a día de hoy porque muchas de ellas cpn el apso del tiempo terminaron en la basura. Una pena, la verdad, teniendo en cuenta que los coleccionistas a veces se vuelven locos tratando de reunir la serie completa y original de algunos tipos de chapas, como por ejemplo de personajes de cómics antiguos.

¿Te apetece empezar tu propia colección? Pues has de saber que las chapas estrella, las favoritas de los coleccionistas, pueden salirnos un poquito caras. Por ejemplo, en eBay puedes encontrar una chapa de un taller de máquinas de 1940, pero te costará 45 dólares. En una web de coleccionismo, dos chapas pre-prohibicionistas de la fábrica de cerveza Poth & Son ascienden a 245 dólares. Y una sola chapa de los inicios de Micky Mouse te costará 235 dólares.

 

chapas publicitarias

 

Chapas publicitarias de alto valor

 

Pero eso no es nada. La cosa se pone seria si hablamos de las chapas publicitarias, sobre todo de las de marcas como Coca-Cola.

Una chapa de publicidad de Coca-Cola de 1909 nos saldrá por 395$, unos 360 euros ¡puede que después de comprar la chapa lo suelto no nos llegue para el refresco!

Una chapa difícil de encontrar de la marca de soda Lime Cola que data de 1940 te costará la friolera de 495 $, unos 460 euros.Pero es que si te atreves con una rara edición de chapa-espejo de Pepsi-Cola de principios del siglo XX, el capricho nos puede llegar a costar 1200 $. ¡Casi nada!

Las chapas publicitarias de colección se cotizan ¡y mucho!

coca-cola publicidad

 

Así que ya sabes, las chapas que hagas hoy pueden llegar a formar parte de la colección de alguien en el futuro. ¿Por qué no?

¿Te imaginas una de tus chapas publicitarias -o no- a la venta en el año 2100?

Opina Aquí !

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Google+